Decreto Nº 456/92 Junta de Disciplina

 

                                               DECRETO Nº 456

                             ROSARIO, CUNA DE LA BANDERA, 18 de marzo de 1992

VISTO:

             Que es de interés de este Departmento Ejecutivo llevar adelante una plítica en materia de personal que propicie la participación de los propios agentes municipales a través de la entidd gremial que los representa, y

CONSIDERANDO:

              Que la difícil decisión de adoptar medidas disciplinarias respecto del personal requiere tanto de una seriedad en la tramitación ordinaria como de la conveniencia de contar con un organismo de conformación bipartita que examine las irregularidades incurridas y emite opinión al respecto.

              Que la integración de este orgnismo con facultad de intervencion directa sobre las presuntas faltas y actuación rápida sobre las mismas condyuvará a la celeridad en la dilucidación de los hechos, así como a la toma de medidas preventivas y/o disciplinarias más equitativas, en beneficio de la misma administración y de todo su personal se halle o no afectado, en uso de sus atribuciones.

                                EL INTENDENTE MUNICIPAL

                                            DECRETA:

               Artículo 1º CREASE la Junta de Disciplina en el ámbito de la Municipalidad de Rosario, con las atribuciones y funcionamiento que prevé el presente.

               Artículo 2º  La Junta de Disciplina se integrará con seis miembros titulares, de los cuales serán designados por el Departamento Ejecutivo y tres serán propuestos por el Sindicato de Trabajadores Municipales. Asimismo, ambas partes, nombrarán igual número de miembros en carácter de suplentes.
Ambas representaciones deberán contar como mínimo con un miembro con el título de abogado.

               Artículo 3º La Junta de Disciplina tendrá como misión omitir dictámen previo a la resolución que deba dictar la autoridad municipal, en los siguientes casos:
     a) Ante los recursos que se deduzcan por sanciones, aplicadas por los
          Directores o funcionarios de jerarquía superior o equivalente:
     b) Ante la disposición de instruir sumario adminstrativo;
     c) Ante la aplicación de medidas preventivas del personal sujeto a sumario; y
     d) Luego de sustanciado el correspondiente sumario.
                En todos los supuestos el dictámen emitido no obligará al departamento Ejecutivo y sus funcionarios, podrán aportarse de las recomendaciones  dadas por este organismo.

               Artículo 4º La Junta de Disciplina funcionará con los recursos y asistencia administrativa que lo proveerá la Dirección General de Personal.

               Artículo 5º  La Junta de Disciplina sesionará como mínimo una vez por semana y dictará el reglamento interno que estime conveniente para sus funcionamiento.

                Artículo 6º La Junta de Disciplina sesionará con el quorum de cuatro miembros, pudiendo los suplentes de las partes representadas reemplazar en forma transitoria a los titulares ausentes.

                En caso de que se concurriera ningún representante de una de las partes, los miembros presentes convocarán a una nueva reunión con expresa prevención que de persistir la inasistencia las recomendaciones podrán ser emitidas válidamente por los tres miembros de la parte compareciente.

                 Artículo 7º La autoridad municipal respectiva, los Directores o funcionarios de jerarquía superior o equivalente deberán remitir a la Junta de Disciplina las actuaciones en las que ésta deba producir dictámen, dentro de los dos días hábiles de haber tomado conocimiento de los hechos o de habérselas interpuesto recurso, según corresponde.

                 Artículo 8º El ingreso y salida de las actuaciones a tratar por la Junta de Disciplina deberán ser registradas en un libro especial abierto ad hoc en la Dirección General de Personal.

                 Artículo 9º Al tomar intervención en los supuestos a que se hace referencia en los incisos a), b) y c) del artículo 3º del presente Decreto, la Junta de Disciplina podrá disponer la producción de pruebas que ella misma diligenciará, pudiendo convocar a los agentes involucrados a una audiencia para tomar adecuado conocimiento de los hechos.

                  Dichas diligencias no podrán insumir más de diez días.

                  En el supuesto contemplado en el inciso d) del artículo 3º la Junta de Disciplina podrá sugerir al instructor sumariante la producción de los hechos investigados.

                  En todos los casos el dictámen deberá ser emitido en el plazo de cinco días hábiles o contar desde la recepción de las actuaciones o de la producción de las pruebas si así se hubiera dispuesto.

                  Artículo 10º Si la Junta de Disciplina no produjese dictámen dentro del plazo previsto, la Dirección General de Personal deberá remitir las actuaciones a la autoridad que corresponda entender y ésta resolverá con prescindencia de la oportuna intervención de la Junta de Disciplina.

                  Artículo 11º  La Junta de Disciplina llevará un libro de actuación donde constará lo obrado por la misma, los dictámenes recaídos en cada actuación y las disidencias de opiniones, si las hubiere.

                  Artículo 12º INSERTESE, comuníquese, publíquese y dése a la Dirección General de Gobierno. Fdo. Dr. HECTOR JOSE CAVALLERO Intendente Municipal; Dr. RAUL A. LAMBERTO Secretario de Gobierno y Cultura.